Horario Oficinas: 9-14h y 16-19h
gargil@gargil.es
Clases de bombas centrífugas y su funcionamiento
16/03/21

Si te has preguntado alguna vez cómo es posible captar agua de un embalse y que salga por tu grifo, es que desconoces para qué sirve una bomba centrífuga. Gracias a estas máquinas es posible impulsar todo tipo de fluidos para su circulación. Y para ello, hay numerosas clases y tipos de bombas centrífugas. ¿Quieres saber cómo funcionan y para qué sirven?

Clases de bombas centrifugas

Qué es una bomba centrífuga

Para entender qué es una bomba centrífuga es necesario entender cómo funciona el movimiento de un fluido por una conducción. El movimiento de un fluido por una tubería suele desarrollarse por presión, es decir ocupa todo el volumen de las tuberías o conductos. Para que se mueva de un punto a otro, es necesario que pueda salvar la diferencia de presión existente entre los 2 puntos.

Una vez entendido este principio hidráulico, es fácil comprender que para que un fluido se mueva de un punto a otro, la presión en el origen debe ser superior al sumatorio de la presión existente en el punto final más todas las pérdidas de presión que puede originarse durante su trayecto. Esta es la explicación de muchos fenómenos, uno de ellos es por qué sale agua de un grifo.

Pero a veces, en el origen no hay la presión necesaria para que un fluido pueda moverse por una tubería. Y para eso es necesario utilizar una bomba centrífuga.

Una bomba centrífuga es una máquina que convierte una energía mecánica en hidráulica o cinética. De esta manera, establece una presión necesaria para que un fluido pueda moverse de un sitio a otro. El campo de aplicación de este tipo de elementos es infinito, desde el abastecimiento de agua de las ciudades, hasta multitud de procesos industriales donde sea necesario el movimiento de un fluido.

Como funciona una bomba centrífuga

El principio de funcionamiento de una bomba centrífuga está basado en los teoremas de Euler. Básicamente, funciona captando agua y dotándola de presión mediante un movimiento centrífugo que se realiza dentro de ella. De esta manera, en el punto de salida, el fluido está sometido a la presión necesaria para ser transportado hasta el punto final de una conducción.

Así es como funciona:

  1. El fluido entra en la bomba por el rodete o impulsor.
  2. El rodete dispone de una paleta curva encargada de desplazar al fluido en sentido circular, creando una energía cinética y llevándolo al cuerpo de la bomba, que estará conectado mediante una brida de descarga a la red de conducciones donde se desplazará el fluido.
  3. El fluido entra en la red de conducciones con la presión necesaria para salvar todo el trayecto, pudiendo de esta forma, ser transportado hasta el punto elegido.

Qué tipos de bombas centrífugas existen

Hay multitud de clases de bombas centrífugas en el mercado. Cada una presenta diferentes características, aunque sus principios de funcionamiento sean similares.

Estos son los tipos de bombas hidráulicas centrífugas más utilizados:

  • Bombas centrífugas autoaspirantes: utilizadas cuando la altura del líquido se encuentra por debajo de la altura de la bomba. Muy utilizadas en impulsiones y en diferentes industrias del sector de alimentación, farmacéutico, cosmético o químico.
  • Bombas centrífugas horizontales: presentan el eje de giro horizontal, estando a la misma altura del motor. El fluido llega a ellas mediante una tubería de aspiración. Son válidas para diferentes tipos de fluidos, entre ellos los residuales, limpios, abrasivos o aquellos que presenten partículas en suspensión. Muy usadas en el sector de la alimentación, químico, medioambiental y en el de bebidas.
  • Bombas centrífugas magnéticas: adecuadas para líquidos con mucha corrosión, estando sin sólidos en suspensión. Su movimiento se realiza a través de juntas magnéticas y están especialmente diseñadas para sectores químicos y medioambientales.
  • Bombas centrífugas sanitarias: diseñadas para bombear fluidos como aguas, bebidas, leche, cerveza y diferentes productos del sector alimentario, químico y farmacéutico.
  • Bombas multicelulares horizontales: bombas de una sola pieza con boca de aspiración frontal situada sobre el eje de la bomba y boca de impulsión radial trasera. Funcionan a presión constante y caudales variables. Sirven para el bombeo de líquidos limpios no abrasivos y son muy utilizadas en uso doméstico, obra civil y jardinería.
  • Bombas multicelulares verticales: su boca de aspiración y la de impulsión se encuentran en el mismo eje que la tubería de conducción del fluido. Diseñadas para la impulsión de líquidos limpios no abrasivos, muy utilizadas en aplicaciones civiles e industriales.

Las diferentes clases de bombas centrífugas están diseñadas en función del fluido a impulsar y a las condiciones de diseño tanto de entrada como de salida de la bomba. Sin ellas, sería imposible realizar multitud de aplicaciones tan necesarias en procesos industriales y domésticos.

Si necesitas una bomba centrífuga ponte en contacto con nosotros y te ayudamos a elegir la mejor para tu empresa